Reading Time: 1 minute

Erbane se despide de mí desnuda, desnuda como siempre me ha acompañado en todos estos días. Nunca me he cansado de ella, es imposible. Soy su amante y ella me posee. Con su eterno cabello de arena y azúcar me dice adiós mientras abandona el barco el puerto de Morro Jable. Soy yo el que se marcha, una vez más… Vieja Erbane, Erbane eterna, joven Erbane. Fuerteventura es una isla desértica y reservada, llena de una vida honda y honesta. Fuerteventura es un espejo que muestra al viajante todo lo que trae consigo, una lanzadera para el agua, las nubes y el viento y desde donde contemplar la vida con todos los privilegios.

Como un estilo de tiempo, Fuerteventura habita un misterio instintivo y primitivo. Y el tiempo siembra en ella su voz.